tarta hormigon armado

inicio > historia > 1903-1910: Empresas y patentes españolas > La primera generación de empresas españolas

Portada de la revista La Construcción Moderna

La Construcción Moderna, num 16 - Agosto 1906

Una patente de J.E Ribera

Oficina Española de Patentes y Marcas. Archivo Histórico. Patente nº 29936

La primera generación de empresas españolas

La fábrica de harinas La Ceres, en Bilbao, fue el primer edificio industrial construido con estructura enteramente realizada en hormigón armado en el País Vasco y es una de las más famosas construcciones de la organización Hennebique en España. En su proyecto fue determinante la contribución del joven ingeniero de caminos Ramón Grotta, quien asimismo se hizo cargo de la dirección de las obras, realizadas en el breve plazo de siete meses entre septiembre de 1899 y mayo de 1900. En algún momento por entonces, Grotta había asumido la dirección técnica de la Agencia Hennebique de Madrid, donde proyectó los pisos de la fábrica de electricidad de Chamberí en la calle Palafox, primer uso del hormigón armado en la estructura de un edificio en la capital. Su prematuro fallecimiento a principios de 1901 vino a truncar una prometedora carrera.

La fábrica de harinas La Ceres, en Bilbao es una de las más famosas construcciones de la organización Hennebique en España.

Del proceso de construcción de la fábrica, levantada en el muelle de la Merced de la ría bilbaína, se conserva un muy interesante archivo fotográfico entre los fondos Hennebique en París. Tras muchos avatares y modificaciones, el edificio se destinó a uso residencial.

El proyecto de la fábrica fue publicado, a la muerte de Grotta y a modo de homenaje por su compañero Gabriel Rebollo en la Revista de Obras Públicas. Constaba de seis pisos, uno bajo cubierta, sostenidos por pilares. La fachada principal, constituida por pilares y dinteles también de hormigón armado, se cambió reduciendo la superficie encristalada, tanto para reducir el coste como por temor “a los desperfectos que en ella podría ocasionar la malevolencia”. Intervino también en la obra el arquitecto Federico Ugalde, hijo del empresario autor del encargo.

 

CEHOPU

CSS | HTML5 | © CEDEX - CEHOPU 2010